domingo, agosto 05, 2007

Qué grande sos, Calamaro...

4 comentarios:

Therese Bovary dijo...

¿A nadie le gusta Calamaro?

Amor dijo...

a mí ya sabes que me encanta, pero tus ojos son más bonitos que los suyos, thérèse,
amor

mentecato dijo...

Honrado estoy por tus comentarios, pulchra poeta poetarum.

El sábado pasado estuve junto al lecho del poeta Pablo Guíñez en el Hospital del Salvador. Hicimos bellísimos recuerdos de nuestros tiempos de Pedagógico. Y por añadidura, comentamos de antiguas picadas santiaguinas.

Salí del hospital estremecido y con un cierto gozo de corazón: ¡tan sabio y de buen humor este Pablito!

Un abrazo.

Alimontero dijo...

Me gustó esta version, reconozco que lo ví entera!
gracias Therese!!
Me gustó todo lo que encontré aquí!
asi que compatriotas... que bien.. qué orgullo!
saludos..
Ali